Menorca, la joya balear

«Viajar es vivir», Hans Christian Andersen

Aunque estamos empeñados en el «cuanto más lejos, mejor», lo que tenemos cerca también puede ser único y maravilloso. De manera espontánea me surgió un viaje que me hizo reafirmarme en esta idea, y en que a veces las cosas sencillas e improvisadas, son mejor. Esta nueva aventura la planifiqué con mi hermana hace tan sólo dos semanas. Buscamos hueco en nuestras enrevesadas agendas para vernos y decidimos hacer una escapada a Menorca de tres días. Rápidamente busqué vuelos desde Barcelona (donde ella reside) y pasé toda una tarde navegando en booking, buscando dónde alojarnos. Pedimos opinión a amigas que habían estado, y rápidamente tomamos la decisión de dónde hospedarnos.

Menorca tiene dos ciudades relevantes: Ciudadela y Mahón (ésta con aeropuerto). La isla es pequeña y se puede cruzar de una ciudad a otra en no más de 40 minutos. Seguimos las recomendaciones y nos decantamos por Ciudadela, donde parece ser que en esta época hay más y mejor ambiente. Con toda esta información, decidí buscar un lugar tranquilo cerca de la ciudad, y desde luego lo encontré. El SITIO con mayúsculas: Agraturismo SES TALAIES. Situado a 3 minutos en coche de Ciudadela, la entrada es de aspecto rústico, elaborada con listones de madera, muy común en la isla. Nos adentramos en un  camino rodeado de palmeras que nos conducían hasta el hotel, y allí nos esperaba la recepcionista con la mejor de sus sonrisas, vestida, cómo no, con las tradicionales menorquinas.

La primera impresión es impactante. En el diseño de la finca predomina la piedra tipo rocalla, los colores blancos y tierra, los olivos y los cactus. Es precioso. Adictivo. Tras darnos un mapa y aconsejarnos dónde comer, ver mercados y el atardecer, nos enseña las instalaciones. Una sala de estar donde desayunar, o hacerte con una de sus deliciosas galletas de elaboración propia. Inmediatamente descubrimos su piscina inmensa, y un jardín impecable. Sólo hay diez habitaciones. La número 10 la nuestra, y qué bien la representa el número. Blanca, limpia con flores frescas, un sillón de mimbre. Tenía una estética y una energía que enamora. Ya no sé si fui yo la que encontró el sitio o él a mí. Y desde aquí, ¡directas al agua! ¡Qué bonito!

Despertar en Ses Talaies

El inicio del sueño empieza con un desayuno apetecible, sano y contundente. Mi hermana Eva, mucho más madrugadora, me traía cada mañana una bandeja con zumo recién exprimido, bol de moras y nueces, fruta (cosecha de la finca), y bandeja de embutidos y quesos de Mahón, además de una sobrasada casera con tostadas de pan multicereal. Desayunábamos en la terraza de nuestra habitación con vistas al jardín y piscina. De fondo sonaba un gallo y un sinfín pájaros. Empezar el día así no tiene precio.

¿Dónde comer muy bien? Os dejo algunos restaurantes:

Restaurante SMoix:

Situado en Ciudadela, es perfecto para cenar. Comida original, además de sabrosa, excelente presentación, terraza con encanto, y cocina de la mano de Miquel Sánchez.

Platos a destacar:
– Las patatas con salsa picante de chili
– Los raviolis de cigala
– Las croquetas que suelen servir como aperitivo te sorprenderán.

Restaurante S’Amarador:

Situado en el puerto de ciudadela, sirven uno de los mejores rossejats de Menorca, acompañado del ajoaceite de leche. Las raciones son contundentes por lo tanto no pidáis demasiados entrantes. La ensalada de la casa estuvo muy rica y la sepia a la plancha muy tierna. Es ideal su situación para dar luego un paseo por las tiendas de los alrededores.

Restaurante Torralbenc:

Ésta fue, sin lugar a dudas, una gran experiencia. Ideal para comer, se trata de un hotel-restaurante situado en el municipio de Alaior, a 15 minutos de Mahón. Una finca con casas del siglo XIX y principios del XX reconvertidas en alojamientos de lujo. Rodeadas de viñedos y con vistas al mar Mediterráneo, la experiencia es mágica en todos los sentidos. La cocina llega de la mano de Luis Loza, que nos acerca a una auténtica experiencia gastronómica balear. Un ejemplo de buen hacer y presentación impecable.

¿Qué probamos?
– Croquetas de sobrasada, muy suaves y cremosas.
– Salmorejo acompañado de gambas crudas.
– Pulpo asado con sobrasada y brotes de la huerta avinagrados con láminas de rábano.

La especialidad de la casa son los asados, por ello pedimos paletilla de cordero acompañada de patata con un toque cítrico.

Cuando acabes con los platos, te recomiendo descubrir una zona de sofás que hay en la parte trasera del restaurante donde la naturaleza te absorve y donde viví una especie de éxtasis emocional, rodeada de flores, mariposas, e incluso tortugas. Fue, sin duda, el que más me gusto de la isla. Y no te vayas sin visitar sus viñedos.

Restaurantes para tomar una buena caldereta :
– Es cranc en fornells. Precio oscila desde 20€ hasta 75€
– Sa Llagosta

Para cenar de tapas en Mahón:
– Ses Forquilles

Para ver el atardecer:
– Cova d’en Xoroi. Un lugar muy especial por dónde se encuentra: cuevas al borde de un acantilado. Aunque pienso que la música no acompañaba ni el momento, ni el lugar. Podéis sacar la entrada a través de la web y dependiendo de la situación tenéis una u otra tarifa.

Más lugares para visitar:

– El faro de Cavallería
– Monte Toro (el punto más alto de la isla)

Menorca es ideal para ir en pareja, en familia o solo en busca de relax. Por ello, si os decidís, aquí os dejo un listado de lo más atractivo de la isla:

-Sus calas: tenéis que tener en cuenta que en las más atractivas los accesos no son fáciles. Cada cala suele tener asociado un parking situado de 20 a 40 minutos andando de la playa. Los senderos para llegar a ellas las hacen aun más especiales. Sólo tienes que ir preparado con buen calzado y agua (también tenéis la opción de coger un barco taximar que os acerca a las calas. Suelen salir desde Cala Galdana.)

Estas son las que no te puedes perder:

Sur:
– Mitjana y Mitjaneta
– Turqueta
– Macarella y Macarelleta
– Escorxada
– Cala Galdana
– Trebaluges
– Binigaus
– La playa de Binisafuller

Norte:
– Pregonda
– Cavalleria
– Son Saura Arenal
–  Cala Tirant
– Cala Salada

Espero que disfrutéis mucho de esta joya en el balear.

2 comentarios en “Menorca, la joya balear

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s